Presidente Evo Morales insta a EEUU a dialogar y a respetar la paz en la región

El presidente del Estado Plurinacional de Bolivia, Evo Morales, llamó este miércoles al gobierno de Estados Unidos (EEUU) a atender el llamado al diálogo con Venezuela y deslindarse de sus amenazas de guerra, en respeto a la paz de la región y a la autodeterminación de los pueblos.

“Pese a grandes diferencias y amenazas de guerra, ahora Estados Unidos busca diálogo y paz con Corea del Norte. ¿Por qué no muestra esa misma voluntad con Venezuela? América Latina es zona de paz y la autodeterminación de los pueblos es garantía de justicia social, democracia y soberanía”, escribió Morales en su Twitter.

El mandatario boliviano ha exhortado en otras oportunidades a la región latinoamericana a condenar las acciones intervencionistas, a los líderes mundiales a mantener la solidaridad internacional y a hacer una profunda reflexión por la vida, por la humanidad, por la paz en la región.

Durante la llegada de la Revolución Bolivariana, el gobierno de Estados Unidos ha ejecutado acciones injerencistas y amenazas contra la soberanía de Venezuela.

Estas acciones arreciaron este año, tras la autoproclamación del diputado de la Asamblea Nacional en desacato y con nulidad jurídica, Juan Guaidó, el pasado 23 de enero, un día después del llamado abierto a un golpe de Estado por parte del vicepresidente estadounidense Mike Pence, en nombre del gobierno de EEUU.

 

El 23 de febrero pasado, por órdenes de EEUU, la ultraderecha intentó ingresar de manera violenta a través de la frontera con Colombia una supuesta “ayuda humanitaria” a Venezuela, como parte de las maniobras del imperio para justificar una intervención militar en la nación suramericana.

 

Ante este escenario, igualmente pueblos y gobernantes de países como Cuba, Rusia, China, entre otros, han reiterado su solidaridad con Venezuela y condena al intervencionismo, además de advertir que de concretarse esta acción ilegal por parte de EEUU, esto impactaría la paz de la región latinoamericana.